martes, 27 de septiembre de 2016

Toma tu pincel y pinta el mundo

Embellecer nuestro hogar, o la casa del prójimo

mediante la pintura es darle nueva vida a las desgastadas paredes, es de alguna manera mejorar el entorno en el cual vivimos.
Muchas veces la vida se torna gris como las antiguas paredes y pierde su brillo; es hora de pintar el mundo de los más bellos colores, que reflejen paz, amor y luz.
Toma tu pinceleta imaginaria y comienza a proyectar tus sueños y en esos deseos incluye a los demás, especialmente a los que amas y tu vida será de bendición para la humanidad ¡¡¡Simplemente porque un día decidiste amar al hermanos como Jesús nos amo primero.

1 Juan 4:19 

Reflexión por:
Néstor O Salgado
Consejero Cristiano
http://consejerasentimentalrenacer.weebly.com/